Uso de imágenes satelitales optimiza la utilidad de los cuerpos de agua

Prensa Mincyt/Miroslava Cariel.- Las imágenes satelitales se han convertido en un excelente recurso tecnológico para promover y facilitar el control y el monitoreo de parámetros relacionados con la calidad de las aguas, aseguró el ingeniero satelital Wálter Pulido, quien labora en la Unidad de Observación de la Tierra de la Agencia Bolivariana para Actividades Espaciales (ABAE).

En su ponencia «Uso del satélite Sucre (VRSS-2) para el manejo, control y mantenimiento de los cuerpos de agua», presentada en el “Encuentro espacial con la ABAE”, actividad en línea programada para los días 15 y 16 de junio de este año, el especialista destacó que el monitoreo satelital de este importante recurso facilita y agiliza la evaluación de la calidad de los recursos hídricos en un tiempo relativamente corto (revisita cada cuatro días en las áreas de interés).

También resaltó que el uso de imágenes satelitales promueve una considerable reducción de los costos de monitoreo. Por esta razón, diversas investigaciones sobre el tema destacan la relevancia del control satelital para el cuidado del agua.

Entre las ventajas del uso del satélite VRSS-2 para el manejo, control y mantenimiento de los cuerpos de agua, destacadas por el ingeniero Pulido, se encuentran: el cubrimiento efectivo de áreas extensas; obtención de imágenes en gran detalle; monitoreo del área cada cuatro días; y el estudio de diferentes características de la superficie del planeta.

Las imágenes que captura el satélite Sucre tienen una longitud de 30 km de largo y 30 km de ancho, lo que da un total de 900 kilómetros cuadrados efectivos para hacer estudios, según refirió Pulido.

Por otra parte, las imágenes, al tener una resolución espacial de menos de un metro, permiten estudiar elementos relacionados al área urbana, elementos naturales como formaciones rocosas y formaciones geológicas. La observación de estas características del relieve facilita el estudio de elementos de la parte marítima, en la parte hídrica del planeta.

Gracias a la alta resolución espacial, también pueden hacerse estudios en un área específica con gran detalle. Además, pueden visualizarse características particulares  y específicas (visuales o radiométricas) de los cuerpos de agua, necesarias para su eficiente productividad.

Otras ventajas del uso del satélite Sucre en el monitoreo de los cuerpos de agua son: la realización de estudios multitemporales (bimensuales, semestrales, anuales comparables con otros períodos); posibilita el control de los períodos de repetición de eventos y permite tomar decisiones y acciones necesarias para continuar con la mejor utilización del recurso hídrico en el tiempo.

El satélite Sucre y los recursos hídricos

De acuerdo con la ABAE, el satélite Sucre (VRSS-2) es el tercer satélite artificial del país, después del Simón Bolívar y del Miranda. Fue creado con el propósito de realizar labores de observación de la tierra, el monitoreo de desastres y, entre otros aspectos, el manejo y control de la calidad de los recursos hídricos o cuerpos de agua nacionales.

La literatura indica que un cuerpo de agua “es cualquier extensión de agua que se encuentra en la superficie terrestre (ríos y lagos) o en el subsuelo (acuíferos, ríos subterráneos); tanto en estado líquido, como sólido (glaciares, casquetes polares), naturales y artificiales (embalses) y de agua salada o dulce”.

En la referida ponencia, Pulido subrayó que el recurso hídrico es uno de los más importantes para el ser humano, porque todas las actividades que este realiza están ligadas al agua. Y agregó que el 70 % de la superficie terrestre es agua, pero solo el 2.5 % del agua total es dulce, por eso hay que manejar este recurso de la manera más eficiente.