Venezuela y Rusia estrechan relaciones en áreas de ciencia y tecnología

Prensa Mincyt/IVIC/Edith García.- El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela y la Federación de Rusia consolidaron sus relaciones de cooperación con la firma de una serie de acuerdos en materia de tecnología, información y comunicación, durante el desarrollo de la XV Comisión de Alto Nivel Rusia–Venezuela.

La reunión concluyó con la rúbrica de nueve convenios en la capital rusa, Moscú, y que vienen a ampliar el acercamiento entre ambas naciones, que tienen como base la cooperación y el bienestar mutuos.

Como parte de estas relaciones, que en materia de Investigación e Innovación mantiene el Ministerio de Ciencia y Tecnología (Mincyt) con la nación rusa, arribó a Venezuela el encargado de Asuntos de Ciencia y Tecnología de ese país, Sergey Kachurin, quien realizó una visita a las instalaciones del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC).

Inicialmente, el funcionario ruso sostuvo una reunión con el viceministro para Investigación y Aplicación de Conocimientos, Francisco Durán, y las autoridades del IVIC, quienes le ilustraron sobre las capacidades y potencialidades del Mincyt, del Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología y de los laboratorios, líneas de investigación y proyectos del IVIC susceptibles de cooperación con Rusia.

Seguidamente, Sergey Kachurin realizó un primer recorrido por los espacios de  la Unidad de Terapia Celular, donde constató el alto nivel de las investigaciones y aplicaciones de  este centro referencia regional de América Latina; esta área forma parte de los ámbitos  de cooperación.

“Es importante la percepción del secretario de la embajada de la Federación de Rusia en las áreas nuclear, salud y virus, que desarrollamos en el instituto porque, de esa manera, se pueden lograr acuerdos tanto en investigación, como en la formación de talentos”, expresó el viceministro Durán.

Adicionalmente, el diplomático ruso recorrió algunos espacios como el Centro de Física y la Planta de Rayos Gamma, el Centro de Microbiología y Biología Celular, y la Biblioteca Central, dentro de los cuales se pueden realizar acuerdos de cooperación entre las partes para el interés de ambas naciones.

“En este sentido, se quiere demostrar las áreas en las que pueden surgir posibles cooperaciones, tales como medicina, física o microbiología; así como poner al funcionario al tanto de las actividades que se vienen desarrollando en Venezuela con respecto a estos temas”, dijo el viceministro Francisco Durán.

Centros de Estudios Avanzados del IVIC abre proceso de admisión de nuevos ingresos

Prensa Mincyt/IVIC/Edith García.– El Centro de Estudios Avanzados (CEA), organismo coordinador de las actividades académicas de cuarto nivel del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC), recibió hasta el pasado 15 de septiembre los recaudos de los aspirantes a estudios de maestrías y doctorados, correspondientes al proceso de selección del semestre único lectivo I-2021.

Debido a la situación impuesta por la pandemia, este grupo comenzará a desarrollar sus actividades académicas de forma remota, con la facilitación de asignaturas básicas y materias teóricas, para incorporarse  a los laboratorios experimentales  posteriormente.

María Cristina Goite, decana del CEA, señaló que las solicitudes que lleguen luego de esta fecha serán tramitadas para comenzar de manera presencial en el primer semestre del 2022, siempre y cuando las condiciones de las instalaciones lo permitan.

Desde hace más de 45 años, el CEA ofrece los cursos de Maestría y Doctorado en Antropología, Bioquímica, Ecología, Fisiología y Biofísica, Genética Humana, Inmunología, Microbiología, Biología de la Reproducción Humana, Estudios Sociales de la Ciencia, Física, Matemáticas, Química, Física Médica y Modelos Aleatorios.

Para mayor información, los interesados pueden escribir a los correos electrónicos: cea@ivic.gob.ve, recepcionsolicitudesceaenlinea@gmail.com  o visitar la página web http://cea.ivic.ve/scea/index.php

IVIC desarrolla aceites ozonizados con propiedades medicinales

Prensa Mincyt/IVIC/Edith García.- En el marco de la creación del Polo Científico-Tecnológico, el Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC) presentó el aceite ozonizado para tratar distintas patologías de acuerdo con su nivel de oxidación.

El Polo Científico-Tecnológico Venezolano está orientado en dos dimensiones: unir capacidades de las instituciones científicas y crear entes en sintonía con las necesidades de salud, agro y educación.

Alexander Briceño, subdirector del IVIC, explicó que el aceite ozonizado es básicamente un aceite vegetal tratado químicamente a través de un proceso de ozonólisis que produce la oxidación de estos aceites y, dependiendo del grado de oxidación, va dirigido a tratar distintas patologías en el tema de salud, ya sea antibacterial, fungicida y antiviral.

“Este es un proyecto financiado por el Ministerio del Poder Popular para la Ciencia y Tecnología que venimos desarrollando en el Centro de Química del IVIC y, en esta oportunidad, contamos con tres presentaciones con distintos grados de oxidación”.

La primera presentación tiene un grado de oxidación bajo y puede ser usado para afecciones en la piel; particularmente en psoriasis, dermatitis, irritación de piel.

Igualmente, “tenemos un aceite con mayor grado de oxidación con el que se pueden tratar micosis (hongos), es un agente cicatrizante de quemaduras y puede ser empleado en aquellas personas que padecen de pie diabético».

Briceño señaló que, recientemente, surgió una formulación de aceite ozonizado para el tratamiento de lepidopterismo, afección producida por contacto con la palometa peluda (Hylesia metabulus) y los síntomas que producen las setas que liberan esta mariposa, el cual es un problema de salud pública en la región de oriente debido a la proliferación sin control de esta especie en algunos épocas del año.

Para la producción a gran escala de estos aceites, contamos con la alianza estratégica con la empresa Phoenix Ozono, la cual se dedica a la producción de equipos de generación de ozono para el área industrial y médica.

“Con la asesoría de nuestros técnicos y sus ingenieros, se ha diseñado e implementado una planta semindustrial para la producción de escalamiento de estos aceites. La empresa cuenta con una capacidad importante ya instalada. Hablamos de una producción de cerca de mil litros por mes de estos aceites,  básicamente una materia prima para nuevas formulaciones, tanto en el tema de salud humana, así como su aplicación como biocida orgánico no tóxico para el tratamiento de virus, hongos y bacterias en cultivos agroecológicos y en procesos de cultivos de especies marinas en procesos controlados de piscicultura”, sentenció Briceño.