Facilitan taller sobre biotecnología de semillas para mejorar producción nacional

Prensa Mincyt/Karina Depablos.- En el marco de la celebración de su XXII aniversario, integrantes de la red de Productores Integrales del Páramo (Proinpa) participaron en un taller sobre biotecnología de semillas y biofertilizantes, con el objetivo de resguardar la biodiversidad y promover con éxito la multiplicación de alimentos soberanos.

Esta actividad, organizada por la Corporación para el Desarrollo Científico y Tecnológico (Codecyt) contó con la presencia de las investigadoras Maira Oropeza, Alicia Cáceres y Maybeling Junco, como las ponentes principales, quienes además realizaron prácticas de campo y diversas pruebas bioquímicas y morfológicas con los participantes.

Maira Oropeza, coordinadora del Laboratorio de Mejoramiento Vegetal de la Universidad Central de Venezuela (UCV), explicó que el taller tuvo una duración de cinco días y estuvo dirigido a los productores de Proinpa, así como a los trabajadores del Centro Biotecnológico de Producción de Semillas Agámicas (Cebisa).

“La actividad tuvo tres objetivos principales: fortalecer el aprendizaje en las técnicas de cultivo in vitro para el personal del Cebisa; diagnosticar la existencia o no de patógenos bacterianos en las áreas de los laboratorios y mejorar los conocimientos sobre los microorganismos presentes en el suelo y su relación con la agricultura”, expresó.

La especialista del IBE indicó que este curso también busca potenciar las capacidades en las técnicas de micropropagación, organogénesis y embriogénesis somática con el fin de ampliar el universo del germoplasma de rubros como la papa, zanahoria, ajo, café y fresa.

Asimismo, Maybeling Junco, investigadora de Codecyt, reforzó los conocimientos teórico-prácticos en el manejo de las hormonas vegetales sintéticas aplicadas a estos procesos agroproductivos. Además, con los asistentes al taller, ensayaron el diagnóstico y manejo de las bacterias fitopatógenas asociadas a los cultivos in vitro.

Adicionalmente, la investigadora Alicia Cáceres, coordinadora del Laboratorio de Nutrición Mineral de Plantas Silvestres de la UCV, disertó sobre la importancia de la biota del suelo en el ciclaje de nutrientes a través de la observación de las micorrizas presentes en el suelo y el efecto rizosférico de los microorganismos en la agricultura.

Las ponentes reiteraron que este tipo de actividad didáctica impulsa la producción de semillas de alta calidad por medio de la innovación, solidaridad y creatividad, conceptos fundamentales que abarca la Alianza Científico-Campesina, una escuela en los territorios dedicada a fortalecer las capacidades productivas agroecológicas del país y a contribuir a la felicidad del pueblo.

Por su parte, la ministra del Poder Popular para Ciencia y Tecnología, Gabriela Jiménez-Ramírez, comentó que la Alianza Científico-Campesina es una iniciativa del pueblo venezolano dirigida a defender, conservar y multiplicar nuestras semillas para defender la vida.

“Es defender los territorios de comunidades indígenas y campesinas. Es defender a Venezuela ante cualquier amenaza de dominación. La única forma que tenemos para defendernos es resguardar nuestra semilla, es una forma de resistir los modelos de dominación”, enfatizó.

Monjas de Chirgua comparten semillas con Escuela Agroecológica Montalbán

Prensa Mincyt/Karina Depablos.- La Alianza Científico-Campesina continúa su labor de construir una red de producción e intercambio agroalimentarios en todo el país.

En esta oportunidad, las mujeres rurales del Monasterio Santa María Reina de los Ángeles, ubicado en Chirgua, estado Carabobo, compartieron un lote de semillas de maíz ancestral de alta calidad genética, química, fisiológica y nutricional con los alumnos de la Escuela Agroecológica Montalbán para garantizar la materia prima para la elaboración de alimento balanceado destinado a conejos.

Estas semillas soberanas de maíz amarillo, variedad Inia 7, servirán para apoyar el proyecto de Cunicultura Familiar Sostenible que ejecuta la Escuela Agroecológica Montalbán, ubicada en Los Teques, estado Miranda. Además, estos jóvenes cuentan con el financiamiento del Programa de Pequeñas Donaciones en Venezuela y el apoyo técnico de la Corporación para el Desarrollo Científico y Tecnológico (Codecyt).

La ministra del Poder Popular para Ciencia y Tecnología, Gabriela Jiménez-Ramírez, informó que los alumnos de la Escuela Agroecológica Montalbán también entregaron 20 plantas de cacao criollo mejorado y 20 plantas de café de la variedad Castillo a las carmelitas descalzas de Chirgua.

“Fue una experiencia bellísima. La Alianza Científico-Campesina sigue rompiendo paradigmas porque facilita la construcción de redes de intercambio de semillas soberanas que favorecen la biodiversidad, así como el encuentro del pueblo campesino, la divulgación de saberes y la socialización de los procesos productivos para mejorar nuestra capacidad agrícola nacional”, explicó.

La titular de la cartera científica venezolana destacó que esta alianza, programa del Ministerio para Ciencia y Tecnología, ha sido exitosa y ha permitido apoyar la producción de alimentos sanos, ricos y soberanos para el pueblo, en tiempos de pandemia y de constante asedio imperial.

Sucrenses abren debate sobre proyecto de reforma de la Locti

Prensa Mincyt.- Más de 30 agricultores, docentes y líderes comunitarios del municipio Montes en el estado Sucre se unieron al debate sobre el proyecto de reforma de la Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología e Innovación (Locti).

Esta actividad, organizada por diversos entes adscritos del Ministerio del Poder Popular para Ciencia y Tecnología (Mincyt), se realizó en la Unidad Educativa José Luis Ramos, ubicada en la población de Cumanacoa, para discutir este instrumento jurídico que debe servir para luchar contra la desigualdad y construir la paz del pueblo venezolano, sobre todo ante el constante asedio imperial del Gobierno de EE. UU.

El municipio Montes es una de las jurisdicciones de mayor importancia agropecuaria del estado Sucre, por lo tanto, la participación activa de su población y de las instituciones públicas en la discusión del proyecto de reforma de la Locti representa la unión de esfuerzos para emplear eficientemente la ciencia y la tecnología en el aumento de la producción agroecológica en esta entidad oriental.

La jornada de consulta de la ley se desarrolló en cinco mesas de trabajo (una por cada capítulo de la ley) y permitió recoger planteamientos relevantes de los participantes.

Durante este encuentro, se presentaron las ventajas del proyecto de producción de papa soberana, impulsado por la Corporación para el Desarrollo Científico y Tecnológico (Codecyt), a un grupo de productores agrícolas orientales, con el fin de extender esta iniciativa agroecológica a las zonas altas del municipio Montes mediante la creación de núcleos semilleristas.